For up to £250 Bonus for sports, use our exclusive bet365 Bonus www.abonuscode.co.uk Claim your bonus and start betting at bet365 now.

Niña cristiana atacada por Isis muereFoto: radioipuc.org

Aunque esta noticia sucedió hace algunos meses, la publicamos por la importancia de su contenido.

Una muchacha cristiana  gritó “Dios perdonarlos”, y murió en brazos de su madre después de que combatientes de ISIS incendiaron su casa.

La joven, se cree que 12 años de edad, murió por sus quemaduras después de que los militantes atacaron su casa familiar en Mosul, Iraq.

ImprimirCorreo electrónico

For up to £250 Bonus for sports, use our exclusive bet365 Bonus www.abonuscode.co.uk Claim your bonus and start betting at bet365 now.

hebrews-3Según tu palabra, Soberano Señor, ya puedes despedir a tu siervo en paz. Porque han visto mis ojos tu salvación, que has preparado a la vista de todos los pueblos: luz que ilumina a las naciones y gloria de tu pueblo Israel. Lucas 2:29-32

El cántico de Simeón es utilizado en la liturgia de la iglesia luterana como parte de la adoración a Dios, después de la celebración de la Eucaristía.

Simeón, como buena parte de sus paisanos judíos, había esperado que Dios cumpliera su promesa de enviar un Libertador. Pero cuando lo ve con sus propios ojos no ve a un rey, ni a un guerrero, sino a un niño.

El Señor iluminó con fe los ojos de Simeón, cansados por el peso de los años, para que pudiese reconocer, en el pequeño lactante, al Mesías prometido.

A este hombre piadoso Dios le había revelado que no moriría hasta ser testigo del cumplimiento del nacimiento del Mesías. Por lo tanto, ahora que el Señor la había cumplido, Simeón podía partir en paz.

La luz de Dios no vino para alumbrar solamente al pueblo hebreo, sino a todas las naciones del mundo. Porque toda la humanidad tenía la vista oscurecida por el pecado. Gracias a Jesús, todos podemos ser iluminados y ver la salvación de Dios.

El nacimiento de Cristo y su obra redentora no fueron mostrados a un grupo pequeño y selecto de personas. No. El brazo de Dios llega con su gracia hasta los lugares más apartados. En cualquier parte  donde el evangelio es predicado, los ojos son iluminados para ver, como Simeón, a Cristo el Señor.

ORACIÓN: Padre celestial, abre los ojos de mi corazón para que pueda ver tu salvación, y proclamarla en todas partes. En Jesús. Amén.

ImprimirCorreo electrónico

Visitas Radio Diez

000820678
Hoy
Ayer
Esta Semana
Última Semana
Este Mes
El mes pasado
Total
292
1327
10606
136906
44162
54905
820678
Your IP: 54.158.198.141
thUTCFri, 28 Jul 2017 04:39:00 +0000000UTCFri, 28 Jul 2017 04:39:00 +0000 UTC3907UTC: %2017-%07-%28 %04:%Jul:%th